relatos con arte

Lo que sigue es un intento de utilizar la ficción para motivar el aprendizaje de la Historia de Arte. Lo que sigue son pequeños relatos apócrifos, reflexiones, descripciones, cartas o poemas. Textos inventados siempre, pero inspirados en la historia, para mostrar los sentidos de las obras o adaptarlos a nosotros. En ellos se hace hablar al autor, a un personaje, a un crítico, a un mecenas, a un profesor o a un espectador que nos cuentan sus razones, su manera de ver, su sentimiento o su reflexión ante la imagen plástica. Se intenta llevar a los ojos a un nivel correcto de enfoque (que no pretende ser único o excluyente de otros, pero que sí se pretende interesante) y animar a la lectura de lo que se ve, o lo que es lo mismo, educar la mirada y disfrutar del conocimiento, concediendo al contenido, al fondo de las obras, un papel relevante que en nuestras clases, necesariamente formalistas, se suele marginar.

Cronos

Cronos devorando a sus hijos: Rubens


Cronos devorando a sus hijos: Goya

El horror, el espanto, el continuo éxtasis de la sangre. Tú no sabes cómo sufro. Ya soy viejo, ¿me entiendes? Soy basura, un asesino. Estoy sólo. Nací solo, viví solo y solo continúo. Tengo hambre. Como carne, carne dulce y tierna. Me alimento de la carne de mis hijos. Soy el tiempo. En realidad te estoy comiendo ahora. ¿Te hago daño?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada